En la eucaristía, JESUS ME AMA COMO SOY


Este ministerios se inicio en el corregimiento de Guican, Boyaca. Un lugar muy apartado alejado de todas las comodidades de la ciudad, un lugar rico en devoción y donde se puede evidenciar que El don de la amistad de Jesús en su presencia real en la eucaristía y todos debemos tratar de vivir una presencia real junto a las personas débiles.


Citando a san Pablo (I Corintios 12) recordemos que los mas débiles son indispensables para la Iglesia y deben ser honrados. Ser amigo de los pobres, por tanto, no es una opción, aunque sea preferencial, es el sentido mismo de la Iglesia. Los pobres, con el grito que lanzan para entablar relaciones, nos molestan.


Si les escuchamos, despiertan nuestros corazones e inteligencias para que juntos formemos la Iglesia, el cuerpo de Cristo, fuente de compasión, de bondad y de perdón para todos los seres humanos

 

Primeras Comuniones Guican, Boyaca